¿Mujer empoderada? ja, ja

Permíteme reírme de ese empoderamiento del que dicen que logran… Ja,ja.

Empoderamiento de una mujer, un machisismo disfrazado…

Empoderarse a través de fomentar un sistema que te aleja de los demás, si de esos que etiquetan como tóxicos, empoderarse y crear culpas o niveles donde se creen que han subido o crecido más que otros, eso no es empoderamiento sino más bien un empobrecimiento de su esencia.

Cuando no se reconocen, suelen necesitar hacer sentir a quienes le rodean inferiores, los “malos” o poco dignos de su presencia y nada tiene que ver con tomar el control de su propio poder.

Empoderarse significa “tener el poder” y ahí entonces surge ¿de qué se está empoderando la mujer? ¿A caso tiene el poder de la masculinidad o de qué es que ha alcanzado el poder?

La mujer está dotada de grandeza y belleza, desde su nacimiento, sin embargo lo va tapando con los distintos prejuicios, tradiciones o creencias a través de la historia. Nos cuentan cuentos y nos los creemos.

Desde los inicios, la lucha que ha tenido la mujer ha sido una lucha que estremece a cualquiera, una lucha por lograr sus derechos, pedir ser respetada incluso ha estado en la posición de no solo pedir el respeto sino exigirlo. Se instituyó el día de la mujer, para celebrar esta lucha interminable que aún en éste siglo XXI nos siguen bombardeando con ideas y definiciones para que así creamos que debemos ser. 

El que la mujer logre hoy en día su independencia en áreas como la económica, la política, la empresarial a cualquier costo, incluso el de su familia,  es galardonado con los mas altos honores, claro una actividad que es necesaria para el varón, es parte de la masculinidad sentir que sus logros son recompensados con títulos, nombramientos, algo que les digan que han ganado la batalla, la coronación y la entrega del terreno conquistado, sin embargo esto va dejando atrás actitudes propias de lo femenino de la mujer.

Si yo te digo que la mujer es bella, que es ternura, que es más corazón que fuerza, que es flexibilidad, rápidamente muchas brincarían y lo van a asociar con que la belleza es sinónimo de debilidad o corporal, pues sí, tienen razón, el varón al mirarla en su plenitud queda atónito, siempre a sido musa de las grandes obras.

También me dirían que la ternura la hace ceder y no marcar límites, cosa que el varón sabe hacerlo con mayor precisión desde que nace, en su esencia “marcan territorio” y cuidado con eso de ser más corazón que fuerza, eso si me van a decir que no he entendido nada de la lucha que la mujer persigue.

¿Sabes por qué hacemos esa comparación de negar el corazón y anteponer la fuerza?

Así la historia, nuestros padres y muchos que les conviene que así lo creamos. Y como cuando algo te duele enseguida lo asociamos con el corazón entonces, entre más nos alejemos del corazón creemos que lograremos más, te voy a dar ejemplos…

La mujer cuando se entrega a un proyecto a una relación lo hace poniendo todo en juego, no se desintegra, la mujer entrega todo su ser y esto incluye el corazón y si es defraudada, si esas promesas que hacen sin ser evidentes para ambos, a veces son implícitas todo eso que las parejas se prometen sin hablarlo… Esas promesas, seguro se rompen ¡pum! Todo, su cuerpo, su razón, su corazón se desploma y luego reconstruirlo es complicado y es ahí donde  la mujer se confunde y cree que una vasija de plomo no se va a romper, se vuelve como un cofre de plomo que no deja salir la energía de la criptonita, esa que le hace daño a Superman.

Así es el empoderamiento que ahora nos pintan como lo mejor que le puede suceder a la mujer, no es más que el control de abrir y cerrar ese cofre a su gusto y eso, lo único que le provoca, es que hace que el varón pierda su fuerza y también sucede lo mismo que le pasa a Wonder Woman (mujer maravilla), es presa de su lazo y de sus brazaletes que si bien saca su poder para protegerse, en realidad la inmoviliza y no le permite a ella moverse.

Photo by Jermaine Ulinwa on Pexels.com

¿Qué le pasa a una mujer cuando saca su poder, ese que la misma historia por pelear un lugar ha hecho que la mujer se crea superpoderosa y que no necesita a nadie para vencer las batallas?

 Ese poder que aleja a cualquier hombre, que le provoca inseguridad de sentirse suficiente para esa superpoderosa…

Así es, lo único que va logrando, es acaparar el lugar que ocupa el varón y va dejando atrás una silla vacía, el lugar que a ella le hace ser más mujer, esa postura, pensamientos y creencias que le permiten mostrar realmente su poder, ese poder dónde no necesita fundamentar ni justificar sus acciones, dónde se acepta como es, ese lugar dónde permite que se le dé, dónde recibe.

¿Qué hacer Si te das cuenta de esa caja de plomo que creaste y le resta toda la fuerza a ese varón que está a tu lado?

Tanto le ha restado que hasta se tiene que “defender” y muestra toda su frialdad y degradación, ¡le mostraste la criptonita!

La mujer, al decidir dejar atrás esa lucha por alcanzar y demostrar que sí puede, va perdiendo poco a poco capas de plomo y va desintegrando poco a poco la coraza que ha creado para llegar a su corazón y no a la criptonita, entonces sí, ¡No hay nadie que no se deje vencer ante el amor de una mujer!

Una mujer que decide quitar las capas de plomo que la historia, las circunstancias, las creencias o lo que los mismos varones le han hecho crear, es una mujer que emprende con el corazón, con su razón de ser, es una mujer que comprende que tiene ciclos que le modifican sus estados de ánimo, que sabe reír y disfrutar del momento, que deja atrás la piedra que la hizo tropezar y que reconoce que para salir adelante, las grandes atletas y las grandes triunfadoras tienen un equipo completo que las apoya y que no necesita competir con el varón, para demostrar su poder, sino permite que le enseñen desde los talentos particulares de su masculinidad como varón.

Una mujer que realmente triunfa, reconoce sus triunfos en los triunfos de quién ella decide amar, es así como la mujer realmente va a encontrar el respeto, el crecimiento y la expansión de sus ideales, de sus sueños. 

¿Por qué tanta mujer se vuelca en sus hijos y deja atrás a su pareja? 

Porque es en los hijos que ella ve sus logros y a su pareja lo pone en un lugar dónde “debe” cumplir y si no lo hace, le muestra cómo hacerlo y no se da cuenta que lo único que logra es desvalorizar y undirse también en una competencia de quien puede más, en lugar de ponerse en el lugar privilegiado para ella cómo mujer, de ser una ayuda. 

Photo by Anna Tarazevich on Pexels.com

¿Sabes por qué es un lugar privilegiado el dar la ayuda? Porque denota abundancia, porque sólo puede ayudar quien tiene “algo” para dar, quién está dotado de habilidades y características especiales para compartirlas, y el compartirlo hace que se expanda… Así es cómo lo que haces como mujer, sin querer demostrarle o ganarle al varón asumes el poder femenino.

Cuando una mujer aleja de sí el miedo a ser tocada, a ser amada, esparce su magia, su sabiduría y su experiencia para crear el mundo ideal que imagina para sí misma y para quienes le rodean. Se expande, utiliza sus cualidades y talentos para sí misma y eso la coloca en un lugar privilegiado que tanto quiere que es ser reconocida, apreciada y sorprendida por la capacidades de varón de conquistar, de proteger y luchar por lo que soñó.

Deja de ser victima del empoderamiento femenino, busca ayuda para sacudir el polvo de la mesa y realmente poder emprender con tus talentos únicos, no hay otro ser humano como tú, no compitas mujer.

Empodérate, pero de lo que va adar Valor a tu vida y no solo el poder de una lucha interminable, no eres más o menos que tu análogo, el varón, eres su complemnto y ambos se necesitan para crecer y co-existir. Si de verdad te quieres empoderar empieza por reconocer quien eres, una mujer extraordinaria, única e irrepetible.

Sólo con la mujer el tiempo del varón se convierte en relación de amor, sino es sólo una conquista más.

¡Sé esa mujer que inspire la expansión del amor, deja de luchar y comienza a vivir!

De corazón a corazón,

Karla Maldonado Cabieses

¡Ah! Y no olvides que al reenviar este artículo a tus amigas puedes ayudarles quizá sin tú saber bien cambiarles su día y que sea extraordinario.

Publicado por Mtr. Karla Maldonado

Creo en el amor, en la familia y me gusta ayudar a los demás. Soy hija, mujer, amiga, esposa y madre con mucho por hacer ;) y ser. Me apasiona aprender nuevas cosas, encontrar cada día el amor y vivir en plenitud. Sé que todos tenemos un corazón maravilloso y bondadoso que podemos elegir mostrar. Soy coach de la mujer para su relación de pareja con maestría en consultoría familiar y no solo puedo sino quiero ayudarte a alcanzar los anhelos de tu corazón.

Un comentario en “¿Mujer empoderada? ja, ja

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: